Vámonos a Papawanda

Hace poco Mochu, uno de los integrantes del grupo madrileño Papawanda, contactó con nosotros para informarnos de que iban a visitar Sevilla como parte de la gira organizadaIMG_4626 por ser los ganadores del PlayOn de Málaga 2015; un concurso para jóvenes talentos de la música cuyo objetivo es el de impulsar la industria musical y en el que tienen cabida grupos de todo el ámbito nacional y de cualquier género o estilo.

El pasado sábado 17 me dispuse a ir al concierto que daban en la Sala Höllander, en el polígono Calonge de Sevilla, tras haber escuchado su primer trabajo, Como buenamente puedo; un disco divertido y cargado de buen rollo que recomiendo a todo aquel amante del reagge y el jazz, pues, aunque ellos dicen no tener un estilo definido, y creo que dicen bien, podríamos decir que estos géneros son los que más influyen en su trabajo. Llegué un poco antes de tiempo y entré en la sala cuando aún estaban haciendo pruebas de sonido. En cuanto acabaron me acerqué a Angie, una de las voces del grupo, y ella me presentó al resto. Salimos fuera y pude hablar un ratito con ellos, unos chicos muy simpáticos y divertidos, un grupo de amigos cuya complicidad se palpaba, como pude comprobar después en su compenetración en el escenario. Les hice unas pocas preguntas antes de que el grupo sevillano Bonshivabon comenzara a tocar, pero pronto entramos para escucharlos y disfrutar del buen ambiente en la sin embargo no muy llena sala.

IMG_4634Tras la actuación llegó el turno de los chicos de Papawanda. Comenzaron con un enérgico Pasajeros al tren que atrajo a los rezagados que habían salido a echarse un cigarrillo en el descanso del doble concierto y continuaron con otras canciones que ya conocíamos, como Como buenamente puedo, para adelantarnos otras de su próximo proyecto, como Como en casa, que nos cantó la única voz femenina de la agrupación.

El grupo está formado por el bilbaíno Borja Picó, guitarra y voz, que con sus bailes y saltos nos contagiaba la energía a los asistentes, y por los madrileños Andrea Crespo, más conocida como Angie, la dulce voz femenina de Papawanda; Ignacio Sánchez como saxo y piano, quien nos regaló algunos increíbles solos de saxofón; Andrés Cuesta, bajista y voz, quien con sus interacciones con el público nos dejó algunos de los mejores momentos de la noche; Román García a la guitarra eléctrica y Álvaro Zaballos o “Mochu” como percusionista.

El resultado es un conjunto fresco, renovador y con un estilo propio que vienepisando fuerte. Si quieres pasarlo bien escuchando buena música cargada de optimismo no puedes perderte a Papawanda, un grupo que no dejará indiferente a nadie.

IMG_4627Por: Irene Martel

Rufus T. Firefly presenta su nuevo disco Nueve en la Sala Malandar

 4 años ago

Izal transforma el Centro Andaluz de Arte Contemporáneo en el íntimo Club Copacabana

 4 años ago

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *