HYMALAYA: El fénix que no quema, pero que despega con fuerza

HYMALAYA no “renace de sus cenizas” como un fénix mitológico, no. El ave de los gaditanos tan sólo estuvo oculta por un año y medio para tratar de sorprendernos con una clara evolución de su primer EP. “Bienaventuras” (2014), su trabajo debut, reflejaba las ganas de HYMALAYA de mostrarse al mundo; una muestra precisa del trabajo de unos chicos que disfrutan del rock alternativo.

Portada - Fenix

“Fénix” (2016) por su parte, aparece con otros objetivos: un trabajo más maduro y paciente con su correspondiente inversión de tiempo en fabricación. HYMALAYA sigue fiel a su estilo y a sus líricas, por lo que los 4 temas que conforman el EP se han producido con la presión de superar los 3 anteriores. El reto se hacía menos complicado al contar con Rafael Camisón (G.A.S. Drummers, The Ships, Gentemayor) en Estudio Setentaynueve.

HYMALAYA - Foto Sesión #1

“Fénix” lo inaugura “Segunda Piel”, y al igual que en “Bienaventuras”, es el tema inicial el que invita a quedarse, a esperar y a prestar atención. Clara influencia americana pero con evidente presencia propia. Poco más de 3 minutos en los que no te da tiempo a darte cuenta de dónde vienen las hostias. “Codigo Morse” viene a poner orden: ya nos hemos montado al carro, por lo que el segundo tema se toma la licencia de explicarnos lo que está pasado; los graves y la percusión de Rafa Camisón destacan ligeramente sin quitar protagonismo a la idea de jugarlo todo a perder, sin control. Para “Pidiendo Auxilio” HYMALAYA vuelve a resaltar los toques anglosajones para darnos un rock alternativo de manual. Para mí, este es el tema referencia del Ep, una clara muestra de lo que ofrece la banda y lo que te podrías encontrar en sus directos. Cierra “No pararán”, donde HYMALAYA indica que se lo han pasado bien, que el paso por el estudio ha sido sin prisas pero tampoco sin despropósito. Chulería en los cambios de ritmo, en la presencia del bajo y en guitarras melódicas. Sencillo, pero preciso.

Cuando se intenta crecer a partir del primer proyecto –en este caso, del primer EP-  es comprensible, e incluso deseable, alejarse del primer intento. Son pocos los valientes que se remiten a su propio debut para partir desde ahí, aprovechando la cosecha para despegar en la misma dirección pero con miras a un camino más asfaltado. HYMALAYA no tiene miedo, cree en lo suyo, y funciona.

Por: Manuel Paulino

Gonzalo de Cos y Los Herederos. Adelanto de su primer disco

 3 años ago

Physis - Squared Sequence

Physis: Squared Sequence

 9 meses ago

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *